¿Por qué no podemos parar de tomarnos fotos post workout?

Todos lo hemos hecho, y un estudio psicológico dice que no es solamente para presumir nuestros logros en el gimnasio.

Las fotos post workout son una especie de ritual que para muchos ya es parte fundamental de la rutina. Las cosas son así: llegas al gym, trabajas como loco, quemaste las calorías que querías y sientes que los músculos te van a explotar por el esfuerzo. Para cualquiera, ya podrías irte a tu casa tranquilo, sabiendo que hiciste algo bueno para ti y para cumplir tus metas de fitness. Pero no te puedes ir todavía, hay algo que te mantiene ahí, y no es exactamente el olor a sudor, sino esa incontrolable necesidad (que no puedes explicar) de pararte frente al espejo con tu teléfono en la mano, flexionar tus músculos y tomarte la foto mandatoria sin la cual, en tu mente, las horas de entrenamiento no contaron. Y eso te pasa cada vez que vas a entrenar.

Pero no eres el único, el gimnasio está lleno de personas que cargan con su teléfono a todos lados y lo usan para tomarse selfie tras selfie documentando sus logros, y no es exactamente para llevar un control de lo mucho que han avanzado en su lucha (porque es una lucha y todo el que ha puesto un pie en el gym lo sabe) por conseguir los brazos de Jason Momoa en Aquaman.

Un nuevo estudio psicológico dice que las fotos post workout tienen un motivo menos “fit” de lo que pensamos.

Las fotos post workout ayudan a tenerte motivado, y a motivar a otros, es un a forma de darte cuenta de todos los cambios que sufriste desde que empezaste a entrenar y de sentirte bien contigo al darte cuenta de que todo tu esfuerzo está valiendo la pena, que, después de todo, sí tenías músculos escondidos y que te estás acercando más a tu objetivo. Además, presumir y que los demás reconozcan tus logros te levanta el ánimo y eso evita que te conviertas en uno más de los que renuncian y ponen un millón de excusas para justificar su falta de compromiso. Pero, tal vez de forma inconsciente, esas fotos tienen otro propósito.

Un estudio publicado en el Journal of Business Research dice que tomarte fotos después de entrenar, en las que muestras tus logros y tus aptitudes físicas, significan que estás en el “mating mode” (o sea que estás intentando llamar a atención de potenciales parejas sentimentales) y que quieres demostrar que eres un buen partido, aunque ya tengas pareja. Esto no quiere decir que estés buscando ponerle el cuerno a nadie, simplemente significa que quieres que el mundo te perciba como alguien sano, fuerte y también como la pareja perfecta.

Tal vez sea por aquello de “survival of de fittest”. Según el estudio “Las personas que están en un mating mood usan esta señal llamativa (o sea, las fotos en el gimnasio) para promocionar su salud, especialmente cuando sienten que su valor de pareja es bajo”.

Los investigadores dicen que subimos este tipo de imágenes cuando no nos sentimos bien con nosotros mismos y queremos la atención de los demás y mejorar su percepción de nosotros, pero el estudio encontró que, irónicamente, esto no funcional y, al final de cuentas, no aumenta nuestro valor ante los ojos de los demás. El estudio dice que “A las personas con mating mood (que participaron en el estudio) les gusta más cuando una pareja potencial se da cuenta de sus publicaciones sobre actividades de alta energía … No se trata simplemente de publicar una actividad. La gente realmente prefiere que sus mensajes de entrenamiento sean notados por la audiencia deseada cuando están en un estado de ‘mating’”. Mostrar imágenes haciendo ejercicio manda señales de que somos más sanos. Pero, más allá de eso, no va a mejorar tus oportunidades de llamar la atención de una posible pareja.

De hecho, los investigadores descubrieron que “promoverte” a ti mismo demasiado tiene el efecto contrario al que quieres. En un punto, el estudio dice “la investigación apoya la idea de que la autopromoción puede tener efectos negativos; el compromiso entre mostrar rasgos positivos y ser percibido como un fanfarrón es muy delicado”, y recomienda que, si vas a hacerlo, recuerdes siempre mantener un tono de humildad y no exagerar con la cantidad de posteos.

Así que ya lo sabes, estas fotos post workout delatan que, aunque no lo digas públicamente, tienes ganas de encontrar pareja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.