¿Qué dice el acuerdo nuclear de Irán y por qué Trump lo rechaza?

Donald Trump nunca ha estado de acuerdo con el pacto entre Washington y Teherán. Foto: AFP

Donald Trump nunca ha estado de acuerdo con el pacto entre Washington y Teherán. Foto: AFP

A mediados de 2015, Irán y seis potencias internacionales lograron en Viena, Austria, un acuerdo que limita el programa nuclear iraní a cambio de un levantamiento de las sanciones. Además de poner fin a 35 años de enfrentamiento entre Washington y Teherán. Aunque el régimen de los ayatolas preservó la capacidad de producir energía nuclear.

Barack Obama, presidente de Estados Unidos en ese momento, señaló:

“Hemos frenado la expansión de las armas nucleares en Oriente Próximo”.

Sin embargo, el actual inquilino de la Casa Blanca, Donald Trump, no está conforme con ese convenio, en el que también intervinieron Gran Bretaña, Rusia, China, Francia y Alemania, y en enero de este año extendió las exenciones de sanciones económicas clave que se levantaron bajo el acuerdo.

¿Por qué no está de acuerdo Trump?

Para Trump, el acuerdo no ataca directamente al programa de misiles balísticos de Teherán, ni su rol “desestabilizador” en varios países de Oriente Medio, como Siria, Yemen o Libia. Además, señala, no concuerda con que solo se limite por un mínimo de diez años el acceso de Irán a la bomba nuclear.

Trump acusa a este acuerdo de no decir nada sobre los programas de misiles balísticos iraníes.

Según  un informe reciente del Instituto Internacional de Estudios Estratégicos (IISS) de Londres, Irán desarrolla hoy una docena de tipos de misiles balísticos de un alcance de 200 a 2,000 km y que pueden transportar cargas de 450 a 1.200 kg.

[Nota relacionada: Estos son los misiles balísticos de Irán de la discordia]

En enero, el mandatario estadounidense lanzó un ultimátum a los europeos, dándoles plazo hasta el 12 de mayo para “endurecer” el acuerdo en varios puntos: las inspecciones del OIEA, y el levantamiento progresivo -desde 2025- de ciertas restricciones a las actividades nucleares iraníes, que considera una bomba de tiempo.

El presidente Donald Trump definirá este martes el destino del histórico acuerdo nuclear con Irán, al anunciar su veredicto sobre si mantendrá o no la suspensión de las sanciones estadounidenses que respaldan el pacto internacional, que ha criticado duramente.

Trump tiene hasta el 12 de mayo para certificar que Irán ha cumplido con el acuerdo frenando su programa nuclear o de lo contrario dejar el camino libre para la reanudación de las sanciones económicas si considera insuficientes las soluciones negociadas con los europeos para “endurecer” el acuerdo.

¿Qué dicen los demás países del pacto?

Los demás países firmantes han defendido el pacto que consideran “histórico”, subrayando que el Organismo Internacional de Energía Atómica(OIEA), que realiza inspecciones muy minuciosas, regularmente ha certificado que Teherán respeta los términos del acuerdo, diseñado para garantizar el carácter no militar de su programa nuclear.

Francia, Reino Unido y Alemania asumieron las negociaciones con los diplomáticos estadounidenses para buscar posibles soluciones a sus preocupaciones.

“Estamos determinados a salvar este acuerdo porque nos resguarda de la proliferación nuclear”, afirmó el lunes el canciller de Francia, Jean-Yves Le Drian, en Berlín. Mientras, su homólogo de Alemania, Heiko Maas, expresó temores de que un “fracaso conduzca a una escalada” de violencia en Oriente Medio.

El jefe de la diplomacia británica, Boris Johnson, reconoció el lunes en Washington que las demandas de Trump son “legítimas”. “Creemos que se puede ser más duro con Irán” y “abordar las preocupaciones del presidente” Trump sin deshacer el acuerdo, agregó.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, propuso durante una visita a la Casa Blanca el 24 de abril negociar “un nuevo acuerdo” con Irán que responda a las preocupaciones estadounidenses.

“Este acuerdo no es el mejor del mundo”, pero “sin ser perfecto, tiene un cierto número de virtudes” y los iraníes “lo respetan”, declaró el martes la ministra francesa de las Fuerzas Armadas, Florence Parly a la radio RTL. “Será necesario seguir abogando por la mejora de este acuerdo, esté presente en él Estados Unidos o no”, añadió.

¿Qué hará Irán?

Queda por saber qué es lo que hará Irán ante la posibilidad de que Estados Unidos restablezca las sanciones.

Los ultraconservadores del país mantienen una línea muy dura. El jueves un consejero del ayatolá Alí Jamenei, el guía supremo iraní, afirmó que Teherán dejaría el acuerdo si Washington ejecuta su amenaza.

En tanto, el presidente Hasan Rohani dijo este lunes que Irán podría seguir aplicando las prerrogativas del acuerdo aunque Estados Unidos se retire.

Rohani condicionó el respeto al acuerdo a garantías de “la parte no estadounidense”. En caso contrario “seguiremos nuestro propio camino”, advirtió.

En el texto, Irán declara que no busca dotarse del arma atómica y acepta moderar su programa nuclear para dar al mundo la garantía de que sus actividades no tienen fines militares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *